Llegó la hora de la verdad para el diálogo, que se retoma el lunes

20130825-084300.jpg

Santos les dijo a las Farc que no son ellas las que ponen condiciones al proceso.

El Gobierno confirmó el pasado sábado que este lunes se reanudarán los diálogos de paz con las Farc, con el fin de continuar la discusión del segundo punto de la agenda, relacionado con la participación política.

Tras una reunión de casi una hora con los líderes de su equipo negociador –en la Casa de Nariño–, el presidente Santos ordenó que se reanuden mañana mismo las conversaciones.

Así lo informó Humberto de la Calle, jefe de los negociadores, quien enfatizó que se “constató” que la guerrilla tiene la disposición de retomar las conversaciones.

“Tras una evaluación se constató rigurosamente que las Farc han tomado la decisión de regresar el lunes, a las 8:30 de la mañana, a la mesa de conversaciones, para continuar normalmente con las deliberaciones”, precisó el exministro.

Esta declaración se produjo 24 horas después de que el Jefe del Estado le ordenó a su equipo negociador regresar a Bogotá para analizar el pronunciamiento de las Farc, en el que anunciaron una “pausa” para analizar los alcances del proyecto de ley que se radicó esta semana en el Congreso y cuyo objetivo es abrir la puerta para que, por medio de un referendo, se puedan refrendar los acuerdos que eventualmente se logren en Cuba.

De la Calle aclaró que en La Habana permanecieron Sergio Jaramillo, Frank Pearl y el general (r.) Jorge E. Mora, quienes recibieron a una delegación de la ONU y de la Universidad Nacional que liderará un foro sobre el proceso de paz.

“Quisiéramos resaltar que las Farc han hecho manifestaciones en torno al reconocimiento de sus propias víctimas, de cómo ellos han generado dolor en Colombia, y cómo hay una actitud hacia la reparación de las víctimas”, añadió el jefe de los negociadores del Gobierno.

Toda esta situación dejó en evidencia que el proceso de paz con las Farc podría estar bordeando su punto de inflexión, provocado principalmente por la decisión del presidente Santos de poner límite en el tiempo para llegar a acuerdos, pues pidió que estos sean refrendados en las elecciones del próximo año.

Además, la “pausa” unilateral declarada por las Farc en las conversaciones y la orden de Santos a los miembros de su equipo negociador en La Habana para que regresaran a Bogotá a “evaluar” el “comportamiento” de la guerrillera aportaron nuevos elementos a ese escenario, en el que el proceso podría florecer o marchitarse definitivamente.

Ese estado de cosas venía precipitándose, pues Santos, como dijo el pasado viernes, siente que frente a este tema “el tiempo y la paciencia de los colombianos se agotan”.

Un examen de los negociadores del Gobierno y congresistas de varios partidos, hace tres semanas, condujo a la conclusión de que el cronograma para refrendar lo que se acuerde en La Habana es estrecho y que no hay más tiempo para esperar.

El tiempo apremia porque las leyes requeridas para legitimar el acuerdo en las urnas demandan su trámite en el Congreso y el examen de exequibilidad en la Corte Constitucional, en lo que resta del año.

El interés del Gobierno en que el acuerdo con las Farc tenga toda la legitimidad política llevó a tomar la decisión de que sea refrendado en las elecciones del próximo año (legislativas o presidenciales), cuando la concurrencia de ciudadanos a las urnas está garantizada, y para eso propuso modificar la ley.

“Se trata de un mecanismo para garantizar la mayor participación posible de la sociedad colombiana de cara a un escenario de terminación del conflicto”, reza la exposición de motivos del proyecto de ley.

El timonazo al proceso esta semana demuestra, según el presidente del Senado, Juan Fernando Cristo, que “el Presidente está ‘restiado’ por la paz”.

La idea de refrendar el acuerdo el día de las elecciones empujó al uribismo contra la pared, pues su consulta para escoger candidato presidencial en los comicios legislativos podría quedar apabullada por una estampida de colombianos votando por la paz. Y si se realiza en las presidenciales de mayo, el voto por la paz impulsaría la muy segura reelección de Santos.

Con la decisión de que sea un referendo constitucional el que refrende el acuerdo, como lo propuso en la ley, el Gobierno también quiso poner punto final a la insistencia de las Farc de recurrir a una constituyente con ese mismo propósito.

Otro aspecto que llevó a Santos a ‘ajustar tuercas’ al proceso fue su convicción de que la guerrilla se ha infiltrado en las protestas sociales, protagonizando actos violentos, con el único fin de debilitar su gobierno y ganar en el país el espacio que no ha podido ganar en La Habana.

Después de todo, el mensaje de Santos está fundamentalmente dirigido a que las Farc tengan claro que si el acuerdo de Cuba no llega a refrendación en las elecciones del 2014, no habría otra oportunidad.

‘No se tramita nada si no es refrendado’: Fernando Carrillo

El ministro del Interior, Fernando Carrillo, le explicó a EL TIEMPO los alcances del proyecto de ley sobre el referendo de paz que se radicó esta semana en el Congreso.

¿Qué quiere el Gobierno al impulsar un referendo?

Uno de los pilares fundamentales del proceso es ponerle fin al conflicto, por lo que hasta que no se firme el acuerdo nada va a cambiar. Pero a partir de ese momento se entra en la construcción de una paz sin armas. Lo que ha venido sucediendo en La Habana demuestra que hay un escenario real para ponerle fin al conflicto armado. Esto se trata de abrir el camino para la implementación de los acuerdos, que serán refrendados por la gente. Esto debería garantizar una alta participación ciudadana.

¿Es un límite que se pone al hablar de las elecciones del próximo año?

Los tiempos del proceso no han sido perentorios, pero en la medida en que se registran avances de manera satisfactoria, es necesario abonar el camino para lo que se viene. Es evidente que hablar de un término, como el 9 de marzo (día de las elecciones parlamentarias), como lo dijo el presidente Santos, supone de alguna manera que frente a la paciencia que se les agota a los colombianos para que haya avances, se podría estar de alguna manera determinando ese límite para que ojalá se puedan refrendar esos acuerdos en algunas de las elecciones del año entrante.

¿Es notificarles a las Farc que los colombianos tienen un límite para el proceso?

Ha sido una preocupación del Gobierno el poder ofrecer resultados y avanzar con paso firme, y en realidad lo que se está viendo es que los avances en los dos primeros puntos de la agenda son satisfactorios y se podría contar con ese lapso de aquí en adelante.

El proyecto habla de “referendos”. ¿Será más de uno?

Eso depende de qué tipo de reformas se vayan a poner a consideración del Congreso. Una parte es la refrendación misma del acuerdo final y algún otro tipo de reforma constitucional si se llega a necesitar. Pero estamos trabajando por hipótesis, porque no hay nada sobre el contenido de estas. Esto no se ha discutido. Si se llegaran a necesitar otras reformas constitucionales, pues también estarían sometidas al referendo. No se tramita nada si no es refrendado.

¿Ese referendo sería en las elecciones legislativas o en las presidenciales en primera o segunda vuelta?

Es simplemente dejar abierta la puerta. Aquí no se está diciendo que ya se tiene el contenido del referendo. Esta ley requiere control previo de constitucionalidad, por lo que era muy importante presentarla en el Congreso.

¿Qué pasa si las Farc le dicen no a esta propuesta?

Vamos a ver. La clave es que se está abriendo una puerta, porque, hipotéticamente, si no se llega a nada pues no se utiliza el mecanismo. Esta ley estatutaria funcionaría por una sola vez. Es específica para el proceso de paz.

¿Con este referendo se cerró la puerta de la constituyente que piden las Farc?

El Gobierno ha sido muy enfático en eso. La constituyente siempre es un punto de partida para barajar un punto de variables que aquí no están en juego. Aquí tratamos de buscar es un punto de llegada para que refrenden los acuerdos.

EDULFO PEÑA
Editor Político
Fuente: El Tiempo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: